3.- El Lago de los Mamuts y «El Principito»

3.- El Lago de los Mamuts y el Principito

Las cascadas alrededor de este parque transmiten serenidad…y también algunas leyendas urbanas

Un punto de encuentro muy frecuentado por los moldavos de la capital es el Parque Valea Morilor.

Este sitio cuenta con un lago que fue artificialmente creado por obreros en 1950.

El sitio está rodeado de numerosas leyendas, como la de un siberiano que, moviendo las piedras de forma estratégica, lograba crear cascadas! Sólo para él…para lavarse las manos, hidratarse o bañarse.

Otro atractivo, muy discreto por cierto, es la estatua de un pequeño gran personaje: El Principito.

En una de las columnas que rodean al lago Valea Morilor se encuentra el afamado personaje de Antoine Saint-Exupery.

Ojo, porque podrá resultar desesperante encontrarlo: apenas mide 11 centímetros.

El mítico personaje, de bronce, aparece parado sobre su hogar, el asteroide B-612.

El Principito. La estatua más pequeña de Moldavia, de apenas 11 centímetros. Foto: Vladlena Martus.

En un día normal, los moldavos acuden a este lugar para pasear en trajineras, disfrutar comida en las palapas o inclusive un espectáculo en un teatro al aire libre que se encuentra a un costado.

Al parque se puede llegar tanto por la calle Alexandru Plamadeala como por la avenida Grigore Alexandrescu.

Otro punto de referencia es la Universidad Estatal de Moldavia, a cuyas espaldas se encuentran escaleras que te llevan al parque.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *